¿Cómo reconozco un fraude?

Para identificar posibles casos de fraude bancario, es crucial observar los siguientes indicadores, los cuales te proporcionarán orientación acerca de la existencia de una posible actividad fraudulenta. 

  • Correos electrónicos sospechosos: Si recibes un correo electrónico inesperado que solicita información personal o financiera, verifica la dirección de correo del remitente y busca errores gramaticales o tipográficos. 
  • Solicitudes de información sensible: Los bancos legítimos nunca te pediremos que compartas contraseñas, números de tarjeta de crédito o información confidencial por correo electrónico o mensajes de texto. 
  • Enlaces no seguros: No hagas clic en enlaces de correos electrónicos o mensajes de texto que parezcan sospechosos o te dirijan a sitios web que no sean oficiales. Siempre verifica la URL. 
  • Presión para actuar rápidamente:  Los estafadores a menudo intentan crear un sentido de urgencia. Si te piden que tomes una decisión rápida, detente y verifica la autenticidad de la solicitud. 
  • Información incorrecta o inusual: Revisa tus estados de cuenta bancarios con regularidad. Si notas transacciones extrañas o desconocidas, comunícate con atención al cliente. 
  • Llamadas telefónicas no solicitadas:  Ten cuidado con las llamadas que solicitan información financiera. Siempre verifica la identidad de la persona que llama antes de compartir datos. 
  • Actualizaciones de software: Mantén tu software antivirus y sistemas operativos actualizados para protegerte contra el malware. 
  • Redes sociales:  No compartas información personal o financiera en redes sociales, ya que los estafadores pueden utilizar esa información para cometer fraudes. 
  • Revisa las comunicaciones con Plazo: Siempre verifica la autenticidad de las comunicaciones con nosotros y no dudes en contactarnos si tienes dudas sobre la legitimidad de un mensaje o solicitud. 

La mejor manera de protegerte es verificar la autenticidad de todas las comunicaciones y solicitudes relacionadas con tus asuntos financieros. 

Volver

¿Le ha sido útil este artículo?

¡Qué bien!

Gracias por sus comentarios

¡Sentimos mucho no haber sido de ayuda!

Gracias por sus comentarios

¡Háganos saber cómo podemos mejorar este artículo!

Seleccione al menos una de las razones

Sus comentarios se han enviado

Agradecemos su esfuerzo e intentaremos corregir el artículo